Puedes beber hasta perder el sentido, para de esa manera olvidar que tu familia te ha abandonado, que no les importas. Puedes intentar desfasar y llevar la diversión al máximo, pero al final, quienes saldrán heridos serán aquellos a los que todavía importas.

Puedes flirtear, coquetear y enamorar. Pero no esperes que luego no suceda nada, no creas que esa persona a la que has marcado con una misteriosa mirada, con un sugerente movimiento de cabeza, no vaya a responder. No esperes que no luche por ti, ni aunque sea su mejor amigo el que se interponga. Si tonteas con dos chicos a la vez, atente a las consecuencias.

También puedes negar la evidencia, puedes cegarte y decirte que esa otra persona no es tu alma gemela. O puedes aceptarlo. Pero entonces, hay que afrontar las consecuencias. Habrá que vencer el miedo y ser valientes. Habrá que sortear a todo aquel que se interponga. Y aceptar el dolor implícito en una relación de descubrimiento. La recompensa quizás valga la pena.

Puedes vivir con miedo, sustrayéndote de todo lo que suceda a tu alrededor. Pero de esa manera la vida pasará a tu lado y no te habrás dado cuenta. Si apuestas por lo imprevisto, los resultados serán sorprendentes. Puedes darte cuenta de que vales más de lo que esperabas y puede que conozcas a alguien especial.

Puedes esconderte a la sombra de alguien, es más cómodo, más confortable. Pero también puedes gritar que eres único, que mereces que se te tenga en cuenta. Y si haces esto, quizás entonces estés preparado para coger las riendas de tu vida.

Y sobre todo, puedes equivocarte. Debes equivocarte. Pero madurar implica aceptar las consecuencias, no huir. Poner tierra de por medio no lleva a ningún lado y al final sin darte cuenta terminarás en el punto de salida. Puede que la culpa no sea tuya, que hayan sido tus padres quienes te hayan jodido la infancia, puede que hayas sido dejado de lado, menospreciado o sobreprotegido, pero llega esa edad en la que dejan de valer las excusas.

Todo acto tiene unas consecuencias, cada acción, una reacción. Esta es la lección que aprende la nueva generación de SKINS en su tercera temporada. Cada cosa que hagan desencadenará otra. Pueden actuar de forma irresponsable, como si nada importase, como si esa noche de marcha fuese a ser la última y sin pensar en que luego habrá una mañana siguiente. Pero la vida no funciona así.

De todo esto habla una serie que en su tercer año, en un doble salto mortal, renovó a todo su casting, presentándonos a un grupo nuevo de chavales. Alejándose de repetir perfiles, consiguieron una pandilla menos compacta pero igual de interesante. A mi me convencieron. Manteniendo la esencia de la serie, le dieron frescura y evitaron el paso de los chicos a la universidad, que por lo general en este tipo de series no suele funcionar.

Skins como buena serie adolescente (la mejor desde Buffy), nos habla del dolor de crecer y de la dificultad de madurar. Habrá fiestas, viajes, alcohol, drogas o peleas, pero todo esto solo busca acallar la angustia que siente el adolescente ante el mundo adulto que comienza a abrirse ante él.

19 lectores han dicho:

  1. Para mí siguen al nivel de las dos anteriores temporadas si no mejor, sobre todo me gustaron el 5 y el 6 capítulos.

    ResponderEliminar
  2. Pedazo de entrada te has marcado. Resumen perfectamente lo que es Skins. Ya queda menos para la cuarta. Por lo visto esta semana han terminado de rodarla. Qué pena volver a despedirse de los personajes.

    ResponderEliminar
  3. Es díficil, con la cabeza fría, hacer una comparación entre ambas generaciones. Porque lo primero, casi siempre, queda más arraigado a nostros. Pero lo que si aplaudo es el no querer hacer un corta-pega de personalidades y roles.

    Visto los trailers de la cuarta temprada, preveo una temporada mucho más seria, tal como lo fué la segunda.

    Gran entrada ;).

    ResponderEliminar
  4. Yo prefiero algo más a esta generación, sea como sea las dos son maravillosas, y espero que conozcamos a una terdera que este al nivel.

    ResponderEliminar
  5. Me ha gustado mucho tu post :)
    Yo me quedé a mitad de la segunda temporada pero tengo ganas de volver a engancharla. A ver si me pongo al día antes de que empiece la cuarta.

    ResponderEliminar
  6. Excelente post, Alx.

    Llevo tres capítulos de esta tercera (la segunda no me gustó tanto como la primera) y he de reconocer que ha recuperado mucha garra y tiene personajes muy, muy bien conseguidos. Eso sí, Cook está tan, tan pasado de vueltas que, de momento, me parece el personaje menos "¿creíble?". Ni siquiera sé si esa es la palabra...

    ResponderEliminar
  7. Estoy con Nahum en lo de cook. Chris de la primera generación era un fiestero pasado de rosca pero era creible... Cook es demasiado.

    Aunque el primer grupo me convencía más, la verdad es que la segunda generación está muy muy bien conseguida y creo que disfrutaré más de la segunda temporada ahora que les tengo cariño y pillado el truco ;)

    ResponderEliminar
  8. SATRIAN: Estoy de acuerdo, el 5º y el 6º son posiblemente los mejores episodios de la temporada.

    SPIDERMARGA: Ya ves, se hace raro saber que volveremos a cambiar de chavales, pero no nos despidamos tan rápido, que todavía ni siquiera han estrenado la temporada.

    ALEX: Yo me quedo con la segunda generación. La primera me gustó, pero había algunos personajes que no me gustaban o no me aportaban nada, como Michelle o Anwar. En cambio en la tercera temporada me gustaron todos.

    KRATOS: Veo que coincidimos.

    LITTLE JOHAN: La segunda temporada me gustó más que la primera y la tercera te la recomiendo, para que al menos veas que te parecen los nuevos chicos.

    NAHUM: Cook es un poco extremo, pero la serie también lo es. Como dice Adri, es un Chris pasado de rosca. Pero se convirtió en uno de mis personajes favoritos. Ya verás cuando conozcas a su padre.

    Los mayores defectos de esta temporada es que finalmente tuvieron dos líneas argumentales completamente separadas y se notó. Y por otro lado, que al humanizarla, el personaje de Effy perdió gran parte su misterio.

    Respecto a la segunda temporada, yo soy de los que piensan que es mejor que la primera, pero que también perdió humor y frescura en favor de más drama.

    ADRI: Lo dicho. Yo soy fan de Cook.

    ResponderEliminar
  9. Entrada de 10, ALX! Muy buena, has desgranado uno a uno los temas de esta temporada. Ya sabes que no puedo con Cook :p Como suelo decir, Cook es un macarra donde Chris era un pícaro. A ver en la cuarta temporada, pero lo lógico es que Cookie Monster se redima un poquito para que me crea al personaje.

    Definitivamente, la bicefalia en el argumento general ha sido un lastre al final. Una de las dos historias salió perjudicada, aunque era difícil conseguir dos buenos cierres para las dos por igual (en ese caso, haber cambiado el orden de los capítulos). Seguro que en realidad ocurrió todo lo contrario, pero desde fuera da la sensación de que hubieran escrito los caps sobre la marcha. En cuanto a los episodios, coincido con el 5 y 6, aunque el 9 les va a la zaga.

    Lo de Effy era un mal necesario si iba a adquirir más protagonismo. Aún así con todo su retorcimiento, el personaje me sigue gustando.

    Justo ahora un amigo ha acabado de ver las dos primeras y la hemos ido comentando, y a medida que hacía eso, me di cuenta de que casi que yo tb prefiero a la segunda generación en conjunto. ¿Anwar, Sketch? Blah, como si no hubieran estado.

    Y ya dejo de enrollarme cual persiana que se nota que tengo marcado el 21 de enero a rojo en el calendario jeje!

    ResponderEliminar
  10. Me gustó mucho esta tercera temporada, iba con un poco de reticencía por el cambio de personajes y eso, pero la verdad es que me sorprendió gratamente y me gustó incluso más que la segunda.

    Estoy deseando que empiece la cuarta a ver...

    ResponderEliminar
  11. A mi la verdad esque al principio no me convencio nada, pero luego mas, y despues del episodio de JJ ya ni te cuento, porque todo fue muy bueno; aunque el ultimo capitulo no me gustoo, en mi blog antes de ayer subi una entrada ;)

    Saludos

    ResponderEliminar
  12. Has resumido a la perfección lo que supuso la nueva generación, en especial con la frase de "menos compacta pero igual de interesante". A mí me costó unos cuantos capítulos hacerme con ellos y aunque sigo prefiriendo a la primera, terminaron ganándome. Gracias sobre todo a Cook aunque no sea el más popular por estas tierras xD

    ResponderEliminar
  13. Gran post. Para mi es la mejor serie de adolescentes que ha habido, incluso por encima de Buffy (que tambien me encanta)

    Es cierto lo que dicen de que Effy perdio parte de su misterio en la tercera temporada, pero era inevitable, y cumplio muy bien su funcion de servir de nexo entre ambas generaciones y que no tuvieramos la sensacion de estar viendo otra serie

    Lo unico que heche yo en falta en esta tercera, fue alguna referencia, lo que sea, a los personajes de temporadas anteriores. Al fin y al cavo, hubiera sido de lo mas natural, dado que se mueven en ambientes similares, y uno de ellos es hermano de Effy, pero nada...

    Y decir, que mi temporada preferida es la segunda, que veo que para mucha gente es la mas floja. desde mi ponto de vista, ahi tenian la ventaja de que todos los personajes estaban ya muy bien presentados, y se pudieron dedicar a darles mucha mas profundidad, con lo que ganaron un monton, y es ademas, la temporada con una mayor carga dramatica, lo que le hace ganar en intensidad, y sin perdar el humor carazteristico de la serie (aunque deja de estar tan presente, quizas, pero es un buen equilibrio)

    Saludos

    ResponderEliminar
  14. Sólo me puedo quitar el sombrero ante esta maravilla de texto; me ha llegado muchísimo y desde luego, me hace reflexionar sobre muchas cosas acerca de esta temporada.

    Coincido en todo lo que has dicho, la verdad; supongo que el encanto de Skins radica ahí, en que a pesar de algunas idas de olla que se marcan, es una serie real y que es capaz de emocionarnos y acercarnos un poco más al día a día de los jóvenes de hoy.

    Gracias por esta pequeña maravilla de texto!

    ResponderEliminar
  15. MARKETA9:47 p. m.

    No puedo dejar de echar de menos a Cassie, tan peculiar...

    ResponderEliminar
  16. Anónimo7:21 a. m.

    y cassie tan bella,chris,me duela su partida y extrañare sus FUCK tony pense que habia muerto tras el accidente,,sid al perder a su padre y su virginidad, la serie me llego al corazon los adoro a todos..!!!saludos desde venezuela xavier

    ResponderEliminar
  17. Anónimo1:56 a. m.

    muerte a cook!!!!!!!! me caga la madre ¬¬, es un maldito gilipollas hecho y derecho

    ResponderEliminar
  18. es una de las mejores series que se ha hecho me encanta

    ResponderEliminar

Life is short, talk fast.