Talking about... Season Finales

Se nos acaba esta extraña temporada, con menos capítulos de los acostumbrados y con unos resultados no muy positivos. Tras el regreso, las audiencias en EEUU descendieron (según parece el prime time perdió 6 millones de espectadores) y la calidad de algunos programas que estaban haciendo buenas temporadas se resintió, aunque también hubo lugar para alguna que otra sorpresa.
  • Como conocí a vuestra madre regresó de la huelga bastante floja. Una pena, porque la primera parte de la tercera temporada tuvo capítulos realmente memorables, como ese en el que se van sacando los defectos de cada uno. Los episodios post-huelga no eran tan graciosos y lo que es peor, Ted cada vez me resulta más insoportable. Los guionistas le intentaron dar un poco de vida a la serie con la introducción de Stella como posible madre, pero no tuvieron en cuenta que la química entre ambos es nula. No me importa que sigan juntos o separados, o que se casen o que cada uno siga su camino. Sarah Clarke interpreta al personaje de forma muy fría y Ted, como ya he dicho es bastante tonto. Por suerte Marshall y Lilly han tenido buenos momentos y además se anuncia algo muy interesante, la relación entre Barney y Robin. Eso fue lo mejor de un final de temporada bastante descafeinado, la mirada que Barney lanza a Robin en el hospital. Esta es una de las series que no debía de haber parado.
  • Mujeres Desesperadas: Ya expresé mi opinión, los capítulos post huelga tiraron por el retrete una temporada que estaba siendo memorable. El penúltimo capítulo me pareció el peor de toda la serie, aunque por suerte la season finale arregló un poco el desaguisado, pero ya no era lo mismo. Finalmente conocemos todos los misterios que escondía Katherine y lo que es mejor, nos aseguramos de que se convierte en una desesperada más, lo cual siempre es una buena noticia. No sabemos que será de Eddie en el futuro, habrá que estar atentos a la quinta temporada. En cuanto al comentado salto en el tiempo, pues bastante intrigante, aunque hay que reconocer que es un recurso bastante artificial que muchas veces no lleva a nada, pero a mi siempre me han gustado. Esperemos que el cambio sea significativo y que sirva para insuflarle aire nuevo a la serie. La nueva situación de algunas de ellas es bastante interesante, como es el caso de Gabrielle o el de Lynette lidiando con sus hijos convertidos en delincuentes adolescentes (la sorpresa de Susan también estuvo muy bien y plantea muchas preguntas, si no me la hubiesen reventado ¬¬ ). Espero con mucha curiosidad y esperanzas de mejora la nueva temporada.
  • 30 Rock. Esta segunda temporada me ha gustado mucho más que la primera. Sobre todo tras su retorno de la huelga. El tono de la serie se ha vuelto aún más absurdo y eso me encanta. La química Liz/Jack continúa igual de bien y algunas de las tramas han sido simplemente delirantes (a MILF me remito).
  • Anatomía de Grey. Esta es otra de las series que ha salido beneficiada tras el parón de la huelga. Poquito a poco ha ido mejorando y sus tres últimos capítulos han recuperado (más o menos) el tono de esa segunda temporada. En cuanto a la season finale, ha sido un episodio muy completo, tenía todo lo que se le podía pedir a un final de temporada de Anatomía de Grey, un caso médico más excepcional de lo normal, momentos más dramáticos y avances en algunas relaciones que se han ido intuyendo. El tema Callie/Hahn (y Sloan) se anuncia de lo más interesante, por otro lado, esperemos que finalmente a Derek y Meredith los dejen tranquilos y que Shonda no vuelva a cometer el mismo fallo en el que ya ha tropezado dos veces de liar a George con una amiga. ¿Quién diría que iba a recuperar las esperanzas en esta serie?
  • Ya sé que no es un final de temporada pero no me puedo resistir a mencionar el capítulo de Doctor Who llamado Girl in the Fireplace, una hermosa (y triste) historia sobre el paso del tiempo o el de Father's Day sobre la paternidad y las responsabilidades que conlleva y sobre como recordamos las cosas buenas de aquellos que quisimos y ya no están. Cuando quiere, esta serie nos da unos episodios magistrales.
  • El 4x10 de The Office también puede englobarse dentro de esa categoría llamada "peores capítulos de una serie", es un episodio fallido que podía haber sido bastante gracioso y que se quedó en malo. Espero que el resto de la temporada sea mejor y que este haya sido un bache puntual.

Doctor Who (2005): Sin complejos


No hay nada mejor que engancharse a una serie que ya lleva en antena varias temporadas, ya que de esa manera puedes darte sesiones maratonianas hasta que te pones al día. Eso me ha pasado últimamente con 30 Rock y ahora con Doctor Who.

Me acerqué a esta serie de manera inversa a la que realmente corresponde. Comencé a ver Torchwood y tras el final de la primera temporada, como me gustaba tanto el personaje de Jack, me lancé en busca de los capítulos del Doctor en el que salía mi adorado capitán Harkness. De esa manera me vi los tramos finales de la primera y tercera temporada. Después dejé olvidada la serie.

Tras la segunda temporada de Torchwood me quedé con ganas de más. Debido a los comentarios de McGuffin que picaron bastante mi curiosidad decidí meterme de lleno con el Doctor. El inconveniente, que el torrent iba a tardar un tiempo en descargarme la primera y segunda temporada, ya que hace varios años que se emitieron. Por ello decidí comenzar con la cuarta temporada e ir rellenando huecos conforme se me iban descargando episodios.

Por si alguien no lo sabe, Doctor Who es una longeva serie de ciencia ficción inglesa que estuvo en antena desde los años sesenta hasta finales de los ochenta. Actualmente se ha recuperado la serie de la mano de Russell T. Davies, conocido por ser responsable de la versión original de Queer as folk. Es un programa con un tono familiar, pero que esto no lleve a pensar que es una serie simplista y estúpida. Tiene muchísimo sentido del humor, pero siempre hay hueco para la reflexión.

El Doctor es un extraterrestre, más concretamente un Señor del tiempo. El último que queda de su especie tras una gran guerra contra sus más acérrimos enemigos, los dalek. Como está solo se dedica a viajar en el tiempo y en el espacio, desfaciendo entuertos, como quien dice. Lo hace en su nave espacial TARDIS, cuyo aspecto externo es una cabina de policía. Pero como viajar solo es un poco aburrido, normalmente le acompaña una chica a la que enseña las maravillas del universo.

Como es lógico, en una serie con tantos años encima el Doctor no iba estar siempre interpretado por la misma persona, por lo que los guionistas decidieron que podía regenerarse con una nueva apariencia y de esa manera justificar el cambio de actor. En la nueva versión de 2005 hemos podido ver a Christopher Ecclestone en la primera temporada (no estuvo más porque no quería encasillarse) y a David Tennant en el resto. Cada una de las encarnaciones tiene sus peculiaridades. Al igual que sus compañeras. Por ahora hemos visto a tres, Billie Pipper como Rose, una chica joven que trabajaba de cajera, Martha Jones, estudiante de medicina y Donna Noble, una mujer de unos cuarenta años con mucho carácter.

Las tres son bastante distintas y cada una de ellas aportaba un elemento distintivo a la serie, Rose era más ingenua, Martha se enamora del Doctor y Donna se pasa el rato discutiendo con él. Mi favorita es la última, ya que tiene momentos muy cómicos y diálogos geniales, además de ser la primera que se enfrenta constantemente a las decisiones del Doctor. También está el capitán Jack Harkness que conocerá al Doctor a mitad de la primera temporada y estará con él hasta el final de su primer año. Después se reencontrarán para los tres episodios finales de la tercera temporada. Aquí es un personaje bastante más alegre que en Torchwood que no desperdicia cualquier oportunidad de ligar con lo que se le ponga por delante, ya sea hombre, mujer o extraterrestre.

Uno de los elementos que más me gustan es la continuidad que hay en la serie pese a que sus capítulos son autoconclusivos. Me explico, algo que sucede en un episodio tendrá explicación hacia el final de la temporada, pero no solo eso, los personajes harán referencias a hechos ocurridos en capítulos y temporadas anteriores . Los personajes tienen en cuenta lo que han visto y no sucede como en Expediente X, donde daba igual lo que viviesen en el capítulo de cada semana, porque a la siguiente parecía como si no hubiese ocurrido nada. Esta continuidad también se ve en los personajes, como por ejemplo Donna, que aparece en un especial de Navidad y que es recuperada como tercera acompañante. Lo mismo sucede con el abuelo de Donna que aparece en el último Especial y reconoce al Doctor. Las referencias siempre son un punto friki extra, como cuando en el 4x05, antes de ponerse una máscara de gas, el doctor dice un “Are you my mamy?” (Quien haya visto esos capítulos, habrá pillado el guiño).

Por otro lado está la reutilización de actores, como la de Freema Agyena, que antes de intepretar a Martha Jones, apareció como secundaria en el final de la segunda temporada en un personaje que no tenía nada que ver (luego se justificó como que era su prima). Curiosamente, también apareció en la primera temporada, Eva Myles, a la que luego veremos como una de las protagonistas de Torchwood.

La serie tiene un buen nivel general, con algunos capítulos geniales. El universo del Doctor Who es bastante peculiar y al principio hay que aceptarlo sin más. Esto queda claro desde el piloto donde los protagonistas son perseguidos por unos maniquíes asesinos. Los viajes en el tiempo son bastante curiosos, donde normalmente conocemos a alguna figura histórica como Charles Dickens, Shakespeare o la Reina Victoria. Los viajes a otras galaxias tampoco tienen precio, desde ver el final de la Tierra y conocer a la última humana que es tan solo un pellejo parlante (literalmente)o ir a un hospital donde las enfermeras son monjas gato. Tampoco puede faltar la mención a sus delirantes tramas, como en el 4x01 donde unos extraterrestres se aprovechan de la grasa de los obesos de UK para crear a los adiposos, unas adorables criaturas (“Le estoy diciendo adiós a la grasa” dice Donna mientras ve a los adiposos marcharse en una nave espacial). Y como no, que no falten los enemigos míticos que pondrán en bastantes apuros al Doctor, ya sean los cybermen o los dalek que siempre están aguardando para atacar y hacerse con el universo.

Ahora que llega el verano y se nos acaban las series, no puedo hacer otra cosa que recomendaros fervorosamente que le deis una oportunidad y os bajéis algunos episodios. No os podréis resistir ante el optimismo y la vitalidad del Doctor, ha visto (y ha destruido) razas enteras, ha sido testigo de la desaparición de mundos, pero siempre está ahí con una sonrisa dispuesto a dar una oportunidad. La serie tiene mucho sentido del humor y es bastante friki (como en el capítulo de Blink donde la solución a los problemas se encontraba en los Easter Eggs de varios Dvds), la dinámica con su compañera es bastante divertida y muchos de los destinos de los viajes son impagables. No os la podéis perder, además, no van a ser todo series estadounidenses.

Mujeres Desesperadas: No tan geniales como antes

Hay series que te enganchan poco a poco, que las vas viendo porque sí y de repente te das cuenta de que ya no puedes dejar de verlas. Eso me ha sucedido con programas como Buffy Cazavampiros, A dos metros bajo tierra o Torchwood. Luego están esas series cuyo capítulo piloto te enamora, con el que no hace falta ver más para saber que te vas a convertir en el fan número uno de esa serie y que no vas a poder dejar de verla hasta que termine. Ese fue mi caso con Veronica Mars, Battlestar Galactica o Alias (con esta última supe a los cinco minutos del piloto que me iba a encantar, aunque luego me ha dado muchos disgustos durante sus temporadas tres y cuatro, suerte que arreglan la cosa hacia el final). Y por último están esas series que antes incluso de ver un solo capítulo sabes que te van a gustar. Ese fue mi caso con Mujeres Desesperadas, había oído hablar de ella y sabía que me iba a enganchar y así fue. Es llegar todos los lunes y esperar mi ración de desesperadas.

El problema en las series es que tienen un recorrido a largo plazo, en algunos casos demasiado largo, lo que conlleva irregularidad en la calidad de las temporadas. Pocas series se libran de esto y ahí es cuando los fans sufrimos, porque no hay nada peor que ver como tu serie favorita pierde su magia. Las desesperadas comenzaron con una primera temporada genial, combinando comedia, suspense, romance y un poco de drama en proporciones perfectas. Cada episodio era una delicia y en ese verano en que TVE la emitió, no había semana que no me las perdiese. Así llegó la segunda temporada que empezó bastante bien y que poco a poco fue perdiendo el espíritu. Por un lado se le dio más espacio al drama con el personaje de Bree y se idiotizaba, aún más, al personaje de Susan convirtiéndolo en inaguantable. Si a eso le añadimos un misterio muy descafeinado, su segundo año terminó por ser decepcionante.

En su tercera temporada se intentó arreglar todo lo que había fallado, pero se arrastraban algunas cosas malas del año anterior, como la trama de Lynette y la tontería de Susan. La serie había perdido su frescura y parecía que ya no la recuperaría. Además Marcia Cross se quedó embarazada y toda la trama que incluía al personaje de Orson tuvo que ser resuelta deprisa y corriendo. Y cuando ya no lo esperaba, durante esos capítulos en los que faltó Bree y Eddie ganó protagonismo, la serie recuperó ese algo que le había faltado. La serie recuperó dinamismo, comedia y lo equilibró muy bien con el drama.

Y esta buena racha continuó durante la cuarta temporada, regalándonos episodios a la altura de su primer año. Hasta que llegó la maldita huelga. Y es que si lo sentí por una serie, fue por esta. Los guionistas estaban haciéndolo tan bien, que el parón podría sentarle mal. Y así ha sido. Tras el episodio del tornado la serie decayó. Cuesta concretar exactamente qué es lo que falta. Pero ya no es la misma sensación cuando termina un episodio. Falta más comedia y algunas tramas que están abriendo no me gustan. Como la de Bree, que esperemos que no vuelva a la misma situación de la segunda temporada o Lynette con su hija diabólica en esa especie de adaptación de la película El buen hijo. Por suerte tenemos a Gabrielle que se está enfrentando de la mejor manera posible a la nueva situación de Carlos o por Dana Delany que está espléndida como mujer desesperada, amiga/rival de Bree.

Resumiendo, que se me va el tema, estos últimos episodios de las Desesperadas han bajado el nivel peligrosamente, esperemos que los guionistas lo recuperen en los tres capítulos que quedan. Y es que no hay nada como ver un buen episodio de las desesperadas, al menos así ha sido este año, que quería que llegase el lunes para tener una nueva ración de estas cuatro mujeres, como si de un pequeño ritual semanal se tratase. Además, está el futuro salta de cinco años, habrá que ver cómo le sienta a la serie.

Talking about... (XII)


En el fondo es una alegría que se haya terminado FAMA, ya que puedo volver a tener tiempo para ver las series que se me estaban acumulando. Voy a hacer un pequeño repaso de lo último que he visto.
  • Me he puesto al día con Anatomía de Grey. Tenía varios episodios pendientes anteriores a la huelga, y tras el regreso de la serie y la noticia de que Addison iba a pasarse por el Seattle Grace se despertó un poco mi curiosidad por la serie. Suerte que no tenía las expectativas muy altas. El 4x10 lo dejé a medias, de lo aburrido que era. Y el resto, aunque un poco mejores, no eran ni mucho menos para echar cohetes. Si bien, es cierto que Shonda Rhimes está arreglando un poco el desaguisado de serie que se le había quedado, introduciendo buenos personajes como Erica Hahn, tomando la decisión de separar a Sheppard y Grey (ya solo queda que se la carguen), evitar que George e Izzy compartan muchas escenas juntos y juntándole a Lexxie. El problema es que a los episodios les falta la frescura y la vitalidad de la segunda temporada. En cuanto a la aparición de Addison, reconozco que me sigue encantando el personaje, a pesar de lo mala que es Private Practice (mi placer culpable de la temporada) y que su aparición sirvió para dejar entrever algunas cosillas, como la relación Callie/Erica que es de las pocas cosas que se anuncian interesantes para esta temporada. Aún así, creo que lo mejor sería hacer borrón y cuenta nueva de muchas cosas, para que la serie vuelva a ser lo que era antes.
  • Battlestar Galactica sigue avanzando lentamente, tiene muchos frentes abiertos y todos prometen ser muy interesantes. Puede decirse que los creadores continúan colocando las piezas y si al final están a la altura de lo que prometen, la conclusión de BG puede ser apoteósica. Los cuatro cylons cada vez están más perdidos, lo mismo se puede decir de Starbuck que es incapaz de encontrar el camino; Roslin va viendo que se muere, pero al menos tiene al almirante Adama velando por ella. Si no fuese por esas ideas un tanto dictatoriales que le salen de vez en cuando. Lo último, los enfrentamientos religiosos. Esta serie cada vez da más miedo.
  • El episodio de Mujeres Desesperadas fue bastante entretenido. Desde esa pelea de gatas entre Katherine y Bree pasando por Gabrielle buscando formas de aprovechar su situación actual.
  • The Office continúa genial. El episodio de la cena en casa de Michael es indescriptible, de nuevo uno no sabía si reír o llorar.
  • 30 Rock está divertidísima últimamente, si tras el regreso de la huelga nos ofrecieron MILF, el enfrentamiento por la dirección de la empresa está cada vez más interesante. El último capítulo con esa música épica y el doctor Spaceman corriendo a cámara lenta fue de lo mejor.
  • Está curioso lo de Twitter, sobre todo cuando ya pasas a tener algún que otro follower. Aunque al final se resume en otra manera de perder el tiempo cuando hay que estudiar.
  • Para terminar dejo un pequeño momento de la genial Extras. Para que lo entendáis: Maggie ha estado saliendo con un chico negro y tiene miedo de que piense que ella es racista, cuando no lo es, entonces decide dejarlo claro, pero como se empieza a liar, su amigo Andy la intenta ayudar...